Todo lo que necesitas saber sobre la gastroenteritis por alimentos contaminados: síntomas, causas y tratamientos

La gastroenteritis por alimentos contaminados es una enfermedad que afecta el sistema gastrointestinal y se presenta como resultado de la ingestión de alimentos o agua que contienen microorganismos patógenos, toxinas o químicos.

Quizás también te interese:  Todo lo que debes saber sobre el herpes zóster: causas, síntomas y tratamientos

Síntomas

Los síntomas de la gastroenteritis suelen incluir dolor abdominal, diarrea, náuseas, vómitosfiebre. Estos síntomas pueden aparecer dentro de las primeras horas de haber consumido el alimento contaminado.

Agentes causales

Los agentes causales más comunes de la gastroenteritis por alimentos contaminados son bacterias como Salmonella, Escherichia coli (E. coli), Vibrio y Campylobacter; virus como el norovirus; y parásitos como Giardia y Entamoeba.

Prevención

Quizás también te interese:  Guía completa sobre la vacunación: todo lo que necesitas saber

Para prevenir la gastroenteritis por alimentos contaminados, es importante tomar medidas como lavarse las manos antes de manipular alimentos, mantener la higiene en la cocina, cocinar los alimentos a temperaturas seguras y evitar la contaminación cruzada entre alimentos crudos y cocidos.

Alimentos de riesgo

Algunos alimentos de riesgo incluyen carnes crudas o mal cocidas, productos lácteos no pasteurizados, frutas y verduras sin lavar y alimentos preparados con poca higiene.

Tratamiento

El tratamiento de la gastroenteritis por alimentos contaminados generalmente consiste en reposo, hidratación y en algunos casos, medicamentos para controlar los síntomas. En casos graves, puede ser necesaria la hospitalización.

Quizás también te interese:  Todo lo que necesitas saber sobre las enfermedades de transmisión sanguínea: causas, síntomas y prevención

Conclusiones

La gastroenteritis por alimentos contaminados es una afección que puede causar malestar significativo, pero siguiendo prácticas adecuadas de higiene y manipulación de alimentos, es posible reducir el riesgo de contraerla.

Entradas relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *